Connect with us

Mundo

Puerto Rico importa jornaleros mexicanos

Publicado

el

GUANICA. Ante el peligro de que las cosechas se pierdan por falta de mano de obra, algunos agricultores importaron trabajadores mexicanos a Puerto Rico, una isla estadounidense con un desempleo galopante pero donde recibir bonos por la pandemia es más rentable que trabajar en el campo.

En la Finca González, en el municipio de Guánica, al suroeste de esta isla, un grupo de mexicanos trabaja en la empacadora; otro lava plátanos y un tercero ata las matas de tomate a las estacas.

«Esto es muy bueno. Para los que estamos acostumbrados, esto es perfecto», dice Abigain Sebastián, de 22 años, sin levantar la vista de los tomates que está atando rápidamente. «En México lo máximo que podría ganar son siete dólares al día».

En Puerto Rico, en cambio, Sebastián recibe 7,25 dólares por hora, que es el salario mínimo federal de Estados Unidos.

«Es una ayuda muy constante», dice. Para los puertorriqueños, en cambio, 7,25 dólares la hora no es suficiente, incluso con un desempleo del 9,2%.

Sobre todo cuando, como consecuencia de la pandemia, los desempleados de este territorio no incorporado a Estados Unidos reciben -como en el resto del país- un bono semanal de 300 dólares y prestaciones por desempleo.

Este es el caso de Juan Santiago, que vive cerca de la finca de los González, aunque prefiere no decir dónde trabajaba. Perdió su empleo en febrero y, con él, su salario de 290 dólares semanales.

Ahora recibe 540 dólares a la semana: 240 dólares por las prestaciones de desempleo y 300 por el histórico plan de rescate firmado por el presidente Joe Biden el 11 de marzo.

«Me va mejor que cuando trabajaba», dice Santiago. «Eso no lo ganaría en la granja. Es un sueldo escaso para los empleados de la granja. Lo malo también es el sol».

Sebastián llegó de México a Puerto Rico la semana pasada, como parte de un primer grupo de 21 trabajadores de Chiapas traídos bajo el programa de visados H-2A para trabajadores agrícolas temporales. Diecisiete de ellos fueron a la Finca González.

Héctor Cordero, presidente de la Asociación de Agricultores de Puerto Rico, dijo a la radio NotiUno 630AM que se necesitan entre 1.000 y 1.500 braceros en la isla y que un grupo de hondureños está en proceso de llegar.

Carlos González, propietario de la finca de 375 acres que lleva su nombre, acusa a sus compatriotas de «perder la cultura del trabajo», pero reconoce que la ayuda federal no es la única responsable de la fuga de trabajadores.

Los dos últimos huracanes de categoría cuatro, una serie de terremotos y la pandemia agravaron la crisis financiera que sufre la isla desde hace una década, provocando que la población de 3,1 millones de habitantes se redujera un 14,3% respecto a 2010, según el Censo de Estados Unidos.

«Ya no recibíamos mano de obra», se lamenta González.>

Siga Leyendo

Mundo

Luis Almagro, Secretario General de la OEA, dio positivo en el test de Covid-19

Publicado

el

Por

El Secretario General de la Organización de Estados Americanos (OEA), Luis Almagro, anunció el jueves que ha dado positivo en la prueba de Covid-19, a pesar de estar vacunado.

«He dado positivo por Covid-19 y, por tanto, suspendo inmediatamente mis apariciones públicas y sigo todas las recomendaciones médicas. Afortunadamente, estoy vacunado y no tengo síntomas por el momento».

En breve habrá más información…

Siga Leyendo

Mundo

Estados Unidos presenta un nuevo plan para frenar la crisis migratoria en Centroamérica

Publicado

el

Por

El gobierno de Joe Biden en Estados Unidos tiene, entre sus principales objetivos, atender las causas de fondo de la crisis migratoria en Centroamérica, por lo que la vicepresidenta Kamala Harris presentó este jueves una estrategia para lograrlo.

Harris señaló que los esfuerzos para atender la migración que emerge de Honduras, Guatemala y El Salvador no tendrán resultados inmediatos, ya que el nuevo plan evita establecer metas y plazos específicos.

Sin revelar más detalles, la vicepresidenta dijo que los gobiernos de México, Japón y Corea del Sur, junto con la Organización de las Naciones Unidas (ONU), se han comprometido a apoyar esta estrategia, que fue propuesta dos meses después de la visita de Kamala a la región.

«Nos basaremos en lo que funciona, y abandonaremos lo que no funciona (…) No será fácil, y el progreso no será instantáneo, pero estamos comprometidos a hacerlo bien», dijo la vicepresidenta.

Antes del anuncio, varios funcionarios estadounidenses adelantaron algunos de los principales puntos del plan de inmigración, que incluye la reducción de la desigualdad y la inseguridad económica, así como la lucha contra la corrupción.

También busca promover el respeto a los derechos humanos y prevenir la violencia, así como hacer frente a la violencia de género y al tráfico de personas, según se indica en un comunicado de la Casa Blanca.

«Para que esta estrategia tenga éxito tenemos que tomar medidas contundentes y trabajar incansablemente durante un largo periodo de tiempo», dijo un alto funcionario bajo condición de anonimato, quien ha aclarado que el enfoque «debe ser duro para tener un impacto en la gente que está sufriendo tanto en la región».

El martes 27 de julio, el gobierno de Estados Unidos dijo que dejaría de colaborar con la Fiscalía General de Guatemala tras el despido del principal fiscal anticorrupción del organismo, afirmando que había «perdido la confianza» en la voluntad del país de luchar contra la corrupción.

La nueva estrategia surge a raíz del aumento del flujo de migrantes a través de la frontera entre Estados Unidos y México en los últimos meses, y se están analizando las medidas implementadas anteriormente para encontrar los puntos a seguir y los que se deben mejorar.

Desde marzo de este año, Estados Unidos ha destinado unos 250 millones de dólares a esta causa y, en medio de la pandemia, ha donado más de 10 millones de vacunas antivirales a Guatemala, El Salvador, Belice y Honduras.

Siga Leyendo

Mundo

Un fuerte terremoto de magnitud 8,2 sacude Alaska. Te contamos los detalles

Publicado

el

Por

El miércoles por la noche se registró un fuerte terremoto de magnitud 8,2 frente a la costa de la península de Alaska que, debido a su gran intensidad, activó la alerta de tsunami, informó el Servicio Geológico de Estados Unidos (USGS).

El epicentro se situó a 91 km al sureste de la localidad de Perryville, un pequeño pueblo situado a unos 800 km de Anchorage, la mayor ciudad de Alaska.

La alerta de tsunami afecta al sur de Alaska y a la península de Alaska. Además, el gobierno de Estados Unidos ha emitido una alerta de tsunami para el sureste de Alaska.

En un primer momento, el sistema de alerta de tsunami de Estados Unidos advirtió de «olas peligrosas»; sin embargo, dos horas después actualizó su previsión y aseguró que no superarían los 30 centímetros.

En Kodiak, una isla situada frente a la costa de Alaska y habitada por unas 6.000 personas, se activaron las alertas de tsunami y las autoridades advirtieron de que podría producirse en torno a las 23:55 hora local (07:55 GMT). Pero finalmente no se registró ninguno, según la radio local KMXT.

Los vídeos difundidos en las redes sociales por periodistas y residentes locales mostraban a los habitantes de Kodiak alejándose de la costa, con el sonido de las alarmas de fondo.

También se activó una alerta de tsunami en Hawai, donde se pidió a la población que se mantuviera lo más alejada posible de la playa, pero dos horas después se desactivó.

Apenas 90 minutos después del terremoto, se registraron al menos cinco réplicas, siendo 6,2 la de mayor magnitud, según el USGS.

En octubre, un terremoto de magnitud 7,5 provocó olas de tsunami en la costa sur de Alaska, pero no se registraron daños.

Alaska está situada en el «Cinturón de Fuego» del Pacífico, lo que la convierte en una zona de gran actividad sísmica donde las placas tectónicas chocan con frecuencia.

En marzo de 1964, Alaska sufrió un terremoto de magnitud 9,2, el más fuerte jamás registrado en Norteamérica. Devastó Anchorage y provocó un tsunami que arrasó el Golfo de Alaska, la costa oeste de Estados Unidos y Hawai.

Más de 250 personas murieron a causa del terremoto y el tsunami que lo siguió.

Siga Leyendo

Trending